mobile isologo
    Empieza a escribir gratis en quaderno

    Una noche en el hospital ella estaba en su camilla, eran tantos los días que habíamos pasado juntas en ese ámbito que ella una mujer tan orgullosa no quería ni mirarme en esa situación pero yo, una loca por ella sin verguenza ni miedo a nada estaba ahí agarrando su mano. Mi pecho me sobra salía, mi corazón latía fuerte y lento a la vez era todo muy raro porque tenía muchos sentimientos y emociones encontradas

    Sentía todo y nada a la vez

    Como esa vez que te fuiste, esa noche dormimos juntas y le pedí a la vida que si me quería que me deje acá, con el corazón a fuego abierto a todo lo que pase pero sabiendo que del otro lado hay una recompensa, que hay amor hay perdón hay dolor que se acepta, dolor que se transforma, fuerza que se eleva fuerza que se enrieda

    Un dolor profundo sí, pero un dolor que aceptaba en este duelo de perderte porque ella era mucho para este mundo terrenal. Ella ya era una luz que el cielo necesitaba que el cielo anhelaba que me lo robó ( pero no me robó del todo) porque lamento decirle hoy ... Que el amor se haya transformado y pasado a mi alma, es el gran regalo que me dió la vida.. quedó en mi corazón en mi recuerdo mi tristeza y mi sonrisa cuando te recuerdo

    Eso, no me lo quita nadie. Al calor que me abraza en la noches de tristeza de recordarte, de cuando en navidad levanté una copa para vos y cuando recuerde tu olor tu risa nuestro momentos juntas todo eso que me quedo en mente alma y corazón

    No me lo quita nadie... Tengo el privilegio de amarte en otra dimensión en otra estratósfera en otra barrera entonces a la vida si me lee.. no me robaste nada me diste aún más.

    Gracias.

    Melany

    Comentarios

    No hay comentarios todavía, sé el primero!

    Debes iniciar sesión para comentar

    Iniciar sesión

    Te puede interesar